Blog

super MAMÁS

¿Qué le doy a mi hijo: paracetamol o ibuprofeno?

¿Qué le doy a mi hijo: paracetamol o ibuprofeno?

  • Publicado por Paloma Sastrón el Martes, 14 de Mayo de 2019
En este post te contamos cuál elegir y por qué no es recomendable alternarlos.

¿Es recomendable alternar el paracetamol con el ibuprofeno cada 4 horas en niños pequeños?

La verdad es que ha sido una práctica de lo más recomendada en pediatría.
Estudios recientes como el que puedes leer aquí determina no haber encontrado evidencia científica que justifique la combinación de ibuprofeno y paracetamol para disminuir la fiebre más rápido que uno de los dos fármacos en monoterapia. También se ha recomendado esta práctica en adultos, siendo muy alta

La fiebre y los padres
post-paracetamol-o-ibuprofeno

El problema de la fiebre no es la fiebre en sí, es la ansiedad que les produce a los padres que su hijo o hija tenga fiebre. Parece que la fiebre tiene muy mala prensa: que si la fiebre alta puede producir convulsiones, que si puede causar sordera o ceguera… y más barbaridades.

Para empezar: solo un 4% de los niños pueden experimentar convulsiones y deben estar predispuestos a tenerlas. Por otro lado, no se ha demostrado que la fiebre por sí sola produzca ni daño cerebral ni ceguera y menos sordera.

La fiebre no es mala, es un mecanismo de defensa del organismo digno de admirar. El cuerpo humano aumenta su temperatura corporal para producir un ambiente hostil a quien quiera invadirle (virus, bacterias…) . Lee nuestro post de ¿cómo bajar la fiebre a tú Bebé

Además, la fiebre es capaz de activar una cascada de reacciones para que el sistema inmunitario produzca más células de defensa o glóbulos blancos. Por lo tanto, la fiebre nos ayuda a luchar y es necesaria. Eso sí, suele ir acompañada de malestar, algún tipo de inflamación (garganta, oídos…) y una infección incipiente.
Muchas veces, el sistema inmunitario es suficiente para combatir a los invasores, llamados virus o bacterias.

¿Dalsy o Apiretal?

Te acuerdas del juego de mesa: ¿Quién es quién? Trasladamos ese juego a la farmacia porque una de las dudas más frecuentes que resolvemos a diario a padres o abuelos despistados es la siguiente: ¿Cuál es el ibuprofeno y cuál el paracetamol?

El Dalsy o Junifen son las marcas comerciales del ibuprofeno en jarabe.
En el caso del ibuprofeno para niños en jarabe existen dos concentraciones: uno para niños más pequeños y otro para niños más mayores. El Dalsy “naranja” tiene una concentración de 20 mg/ml mientras que el Dalsy “rosa” tiene el doble de concentración 40 mg/ml, por lo que será más útil en niños más mayores.
El Dalsy más concentrado surgió para no tener que darle medio bote a niños mayores (le das menos mililitros pero más concentrados).
El Apiretal es la marca comercial del paracetamol (sabe a frambuesa) y solo existe una concentración, de 100 mg/ml (es el mismo para bebés y niños más mayores).
Ambas marcas tienen genérico que se llama “Ibupofeno X” o “paracetamol X” (sustituye la X por el laboratorio que lo fabrique).

Diferencias entre ibuprofeno y paracetamol.

El ibuprofeno es antiinflamatorio, analgésico y antipirético (baja la fiebre) mientras que el paracetamol solo es analgésico y antipirético.
Si existe una inflamación patente, el ibuprofeno será el medicamento de elección. Como pertenecen a grupos terapéuticos diferentes sus reacciones adversas también lo son.

El paracetamol es una anilida y a altas dosis puede ser hepatotóxico, mientras que el ibuprofeno es un AINE (antiinflamatorios no esteroideos) y sus efectos adversos son gastrointestinales. Por este motivo, siempre se recomienda a niños y mayores tomar el ibuprofeno acompañado de comida o leche para evitar molestias estomacales.
El hecho de alternar el ibuprofeno y el paracetamol se lleva lo malo, las reacciones adversas, de las dos partes. Además, el hígado estará sobrecargado de medicación que tendrá metabolizar.

post-paracetamol-o-ibuprofeno

Es importante administrar la dosis correcta según el peso del niño (no es lo mismo un niño que pese 15 kilos que otro que pese el doble) y seguir unos horarios pautados.
Si es cada 6 horas se administrará menos cantidad que si la diferencia entre las tomas son 8 horas.
A la hora de medir los mililitros olvídate de usar cucharillas, ya que no son nada exactas.
Utiliza la jeringuilla medidora que viene en el envase.
Muchos laboratorios, para facilitar este paso, la rotulan según los kilos de peso y por tanto, los mililitros.

Si estás embarazada y tienes dudas sobre si puedes tomar paracetamol durante el embarazo, continúa leyendo aquí

Banner Infantil
Publicado en Cuida tu Peke

Publicado por Paloma Sastrón

Paloma Sastrón, farmacéutica de profesión y especialista en marketing digital. Paloma quiere llevar el consejo farmacéutico a todos los rincones de internet con sus posts. Su característico toque de humor, su lenguaje coloquial y las anécdotas de su época en la botica te van a sacar una sonrisa.


0 Comentarios

Añadir un nuevo comentario

¿Para qué dejar un comentario?

Anímate a utilizar este método si:

  • Quieres realizar alguna pregunta para que la conteste uno de nuestros expertos
  • Quieres compartir tus consideraciones acerca de nuestra publicación.

Gracias por colaborar!!! ;-)

Esta web utiliza cookies. Ver política de cookies Si continuas navegando estás aceptándola.
Política de cookies +