Blog

super MAMÁS

¿Son útiles los probióticos en niños?

¿Son útiles los probióticos en niños?

  • Publicado por Paloma Sastrón el Viernes, 30 de Noviembre de 2018
Te contamos cómo pueden ayudar los probióticos a mejorar la salud de tus hijos.

Como decía el sombrero loco en Alicia en el país de las maravillas: “Comienza por el comienzo y cuando termines de hablar, te callas”.

Empecemos definiendo los dos términos que nos ocupan en el post de hoy: niño y probiótico. Espero que estés familiarizado (y nunca mejor dicho) con lo qué es un niño. Si no hay más dudas, seguimos.

¿Qué es la microbiota?

Antes de hablar de los probióticos tenemos que entender bien qué es la microbiota o la flora intestinal.
Como ya sabrás, no estamos solos en el universo. Nuestro cuerpo lo forman más bacterias (de las “buenas”) que células. Las he bautizado y apodado “las buenas” porque es decir la palabra bacteria y ya nos entra el miedo. En este equipo también entran los hongos, algún virus, bacteriófagos y algunas familias de levaduras.

post-PROBIOTICOS-EN-NIÑOS

La flora bacteriana tiene cuatro funciones principales:

• Función defensiva: impiden que otras bacterias que vienen del exterior (bacterias patógenas) se instalen en    nuestro organismo y nos provoquen una infección.
• Función inmunitaria: forman parte del sistema inmunitario intestinal o GALP.
• Función nutritiva: favorecen la síntesis de vitaminas (vitamina B6 y B12, el ácido fólico, el ácido nicotínico…) y  la  absorción de minerales como el calcio, magnesio, hierro y zinc.
• Función metabólica: producen ácidos grasos de cadena corta (AGCC), como los ácidos propiónico, butírico y  acético, beneficiosos para la salud.

Increíble, ¿verdad? Tan microscópicas y tan útiles a la vez. ¿Dónde esta esa flora, que la vea yo? Verla, a menos que tengas un microscopio a mano, no la vas a ver. Pero te cuento dónde está. Tenemos flora en la piel, en la vagina y el ano y a lo largo de todo el tubo digestivo (principalmente en la boca y el colon).

¿Qué son los probióticos?
Ahora ya sí que sí. Los probióticos son organismos vivos que cuando se administran en las cantidades adecuadas tienen efectos saludables en el consumidor.

POST-PROBIOTICOS-EN-NIÑOS

Los probióticos ayudan o potencian nuestra flora intestinal. Todas las funciones que te he contado antes, se ven potenciadas por los probióticos. El buen estado de la flora intestinal es vital para gozar de una buena salud.

Gracias a su buen curriculum pueden ser administrados a cualquier edad, desde recién nacidos hasta adultos. Los puedes encontrar en cualquier farmacia y en casi cualquier formato: sobres, cápsulas, gotas y comprimidos masticables.
Espera, espera… ¿Eso no es lo que lleva el yogur? Sí pero no. Tendrías que comerte kilos y kilos de yogures para que el efecto fuese equivalente al de un probiótico.

Los bebes y la flora intestinal
Los recién nacidos adquieren la flora intestinal en el momento del parto y no se consolida hasta los dos años de edad.
La colonización del tracto intestinal en la infancia depende de múltiples factores: colonización materna, tipo de parto (vaginal o cesárea), tipo de lactancia (materna o artificial), país de residencia (países subdesarrollados con peores condiciones higiénicas), empleo o abuso de antibióticos…

post-PROBIOTICOS-EN-NIÑOS

Los bebés nacen inmaduros. Tienen el sistema digestivo inmaduro, de ahí los cólicos, el estreñimiento, el regurgitamiento, las alergias alimentarias…
Todos conocemos las bondades de la leche materna y sabemos que, si se puede y se quiere, es la mejor opción que le podemos dar al bebé.

La leche materna contiene probióticos que son sustancias que sirven como comida a los prebióticos era que puedan multiplicarse, crecer y aumentar su actividad. Así que aquí tienes otra buena excusa para ser fan de la lactancia materna.

¿Qué puede hacer un probiótico por tu bebé?

Cada vez disponemos de más estudios científicos que confirman los beneficios de los probióticos.

• Diarrea infecciosa aguda. Tanto en la prevención como en el tratamiento de este tipo de diarrea la administración de probióticos mejoran la situación. Las cepas que mejor resultados han dado son: Sacharomyces cerevisiae boulardii, Lactobacillus rhamnosus y Lactobacillus reuteri.

• Diarrea asociada a antibióticos. Tanto en adultos como en niños o bebés es de vital importancia tomarse un probiótico cuando se está tomando antibióticos. De esta manera evitaremos diarreas, una bajada de la inmunidad y una posible colonización por hongos.

• Cólico infantil. ¡A cuantas familias quitan el sueño los cólicos del lactante! El cólico infantil afecta hasta a un 20% de los bebés con menos de 3 meses. Tanto los papás como los bebés lo pasan bastante mal. Se ha comprobado que los cólicos disminuyen si se administran probióticos durante tiempo prolongado.

• Helicobacter pilorii. Una de las bacterias más resistentes y pesadas que conozco. Provoca problemas digestivos (dolor e hinchazón abdominal, malas digestiones…) y a veces hace falta varias rondas de antibióticos para erradicarlo definitivamente. Los probióticos mejoran las tasas de eliminación.

Mi recomendación como boticaria: ten siempre a mano probióticos, os harán a ti y a tu bebé la vida más fácil.

POST-PROBIOTICOS-EN-NIÑOS

Banner Infantil
Publicado en Cuida tu Peke

Publicado por Paloma Sastrón

Paloma Sastrón, farmacéutica de profesión y especialista en marketing digital. Paloma quiere llevar el consejo farmacéutico a todos los rincones de internet con sus posts. Su característico toque de humor, su lenguaje coloquial y las anécdotas de su época en la botica te van a sacar una sonrisa.


0 Comentarios

Añadir un nuevo comentario

¿Para qué dejar un comentario?

Anímate a utilizar este método si:

  • Quieres realizar alguna pregunta para que la conteste uno de nuestros expertos
  • Quieres compartir tus consideraciones acerca de nuestra publicación.

Gracias por colaborar!!! ;-)

Esta web utiliza cookies. Ver política de cookies Si continuas navegando estás aceptándola.
Política de cookies +